Cabecera "Testimonio"
http://www.idcsevilla.org

DOMINGO  16 de Diciembre del 2001 - Nº 306

¿QUÉ OS DIGO? ¿FELIZ NAVIDAD?

Me cuesta mas trabajo escribir sobre la Navidad, que sobre cualquier otro tema. Decir algo de estas fiestas resulta ya tan repetitivo como el desear felices fiestas o escuchar la tan famosa frase “Feliz Navidad”. Ojalá esta frase pudiera ser de consuelo al que sufre, llora, muere en la guerra o su vida es un infierno. Yo creo que esta “Feliz Navidad” a estas personas les hará mas mal que bien. Suena fea esta palabra en los tiempos que vivimos donde el hombre es un lobo para el propio hombre. Suena fea esta “Feliz Navidad”, cuando las palabras y la razón es cambiada por la guerra. Suena fea esta “Feliz Navidad” cuando el egoísmo, el orgullo, la envidia y el odio está sentado en los lugares mas altos del corazón del hombre. El hombre no va a cambiar nunca, la Navidad no lo va a hacerlo mejor, ni mas caritativo, quizás, por un rato lo puede hacer mas sensible, no se si será por la propaganda, las luces o las conciencias de los trescientos cincuenta y algo dias que ya hemos dejado atrás; a lo mejor de repente todo esto, junto con las fiestas y las comidas, puede hacer que te conviertas en una persona mejor durante unos días.

En fin no le doy mas vueltas al tema porque al fin y al cabo diremos todos lo mismo de todos los años. Pero lo que si te digo es que estoy harto de malas acciones, comportamientos y vidas que nunca cambian porque el orgullo las corona, y ahora en Navidad me quieren tomar el pelo.

Llegará un día en que el Señor de Señores y Rey de Reyes, aquel que un día nació en Belén, en un pesebre traerá a juicio toda obra de hombre, entonces no valdrán las farsas, ni las luces de las fiestas, ni las palabras bonitas que ni se sienten, solo valdrán los corazones realmente cambiados por Dios que no han vivido de luces, ni de palabras, sino de verdad. ¡Feliz seas en Dios siempre!

PABLO SALVADOR

 

BODA

El pasado sábado 8 de diciembre, contrajeron matrimonio en nuestra iglesia, nuestros hermanos Jose Antonio Carrión y Débora Juliá. Fue una ceremonia muy bonita, según testimonios de los que asistieron a ella. Fue una verdadera fiesta con muchas participaciones al Señor y otras dedicadas a los novios. El decorado del templo fue de una originalidad y encanto muy a tono con esta fecha otoñal, por lo que deseamos felicitar a los hermanos jóvenes que fueron los encargados de dicha decoración. Jose Antonio y Débora marcharon de luna de miel a Cancún (Méjico). Les deseamos que sean muy felices y que sean colmados de las bendiciones de Dios nuestro Padre y del Señor Jesucristo. Felicidades.

NACIMIENTO

Así fue, en la mañana del 26 de Noviembre, a nuestros hermanos Jose Espino y Maika, el Señor les concedió ser padres por tercera vez. Ahora sí, una preciosa niña que responderá al nombre de Sara Espino Vaquero. La pequeña vino al mundo con 4.5 kilos y por esta razón hubo que hacerle la cesárea a la madre, y aunque estuvo la cosa complicada, todo salió bien gracias al Señor. Desde aquí los felicitamos junto a toda la congregación, deseando bendiciones para la pequeña, sus padres y sus hermanitos. ¡Que el Señor al bendiga muy ricamente!

NOS VISITÓ

El domingo 9 nos visitó nuestro hermano Javier García, director nacional de Ágape, el cual había venido invitado por los novios Jose Antonio y Débora para que les predicase en su boda y por tal motivo se quedó para estar con la iglesia el domingo. Dio un mensaje a la iglesia de los que serán muy difícil de olvidar. Fue una mañana maravillosa. Gracias hermano.

FIESTA DE NAVIDAD

El próximo día 25 de Diciembre se celebrará en la iglesia nuestra fiesta entrañable de Navidad. La iglesia se reunirá a las 6 de la tarde y tendremos un culto especial de alabanzas, teatro y poesías, a cargo de nuestros jóvenes, niños, mujeres y nuestro grupo de alabanza. También tendremos la predicación de la Palabra del Señor. Cuando leas esto te rogamos que apartes la tarde del día 25 y no la des a nadie mas que al Señor tu Salvador que por amor a nosotros vino para dar su vida por muchos, y entre esos muchos estas tu. ¡Ven con nosotros y gózate con tu familia, uniéndote a la iglesia para darle alabanzas y acciones de gracias al Padre por el regalo de su Hijo unigénito! ¿Vendrás con nosotros? ¡Tráete a tu familia y no te olvides de tus hijos!

CENA DE FIN DE AÑO

Será la noche de 31 de Diciembre a las 9 de la noche, y como en años anteriores la Unión Femenina lo está preparando todo para que pasemos esa ultima noche del año, fraternalmente unidos en la presencia de Dios, gozándonos en la presencia del Espíritu Santo que mora en nosotros. Tendremos primeramente la cena y después bajaremos a nuestro templo para despedir el año viejo en alabanza y acciones de gracias al Señor, orando en el Espíritu, por todos los santos, renovándonos en nuestra fe, y encomendándonos al Señor para que nos siga confirmando y guiándonos en el año 2002, y hasta el final de nuestra vida en esta tierra y pasemos a la eterna Canaán celestial.

GÓZATE EN SU SALVACIÓN

“Pasemos hasta Belén, ... y veamos que ha sucedido” Lucas 2:15

El suceso mas grande que han conocido los siglos y que será el tema del mundo venidero, es aquel que sucedió en aquella región de la Palestina hace ya veinte siglos y que del que aun hoy se sigue hablando en todo nuestro planeta tierra, aunque la gran mayoría de personas de cada generación no hayan sentido el deseo de acercarse mas a los hechos acontecidos en aquella memorable noche cuando unos humildes pastores vieron y oyeron de aquel que nos vino de Dios para salvar a la humanidad de su ruina y condenación en la que estaba sumida a causa del pecado del hombre. El suceso acontecido en Belén aquella tranquila noche de primavera era el misterio que había estado oculto desde los días de la eternidad y cuyo velo Dios descorrió en aquella primera noche navideña y que aunque el mundo posiblemente la celebre fuera de su fecha exacta y lo haga con poco discernimiento, aun así ese suceso se sigue celebrando y se sigue hablando de el aunque pocos se beneficien en cada generación del nacimiento del Cristo que nos traía en sus alas la justicia de los siglos y una paz que nos traía de Dios para todos los seres caídos y en franca rebelión contra El.

Los humanos de cada generación han venido celebrando la natividad de Jesucristo desde aquella memorable noche, pero siempre han sido muy pocos los que han pasado por la experiencia personal de un encuentro con aquel niño del pesebre al que acudieron los pastores al mandato del ángel para que fueran hasta el lugar donde había nacido el Salvador del mundo. Lastima que el mundo celebre su nacimiento, pero no se goce en su Salvación.

EDITORIAL 

 Ir al principio

Volver al boletin actual